slider-50000

La entrega de la tablet número 90.000 permite alcanzar un nuevo objetivo y de acuerdo con el despliegue planificado para 2016 serán 100.000 los jubilados que reciban su tablet al finalizar el año.

La entrega de los dispositivos se realiza en el marco de un taller en el que los beneficiarios se familiarizan con el hardware y software de la tablet. Para muchos de ellos es el primer contacto con un dispositivo de estas características y esta instancia les permite conocer las principales funcionalidades y –lo más importante– intercambiar con sus pares y perderle el miedo a la tecnología.

Así, en los talleres se ve el entusiasmo de los jubilados al interactuar permanentemente con los talleristas y con los demás jubilados; al ayudar al compañero de al lado descubren juntos cómo escuchar radios, sacar fotos y navegar en Internet. “Está muy buena la relación que se da con los docentes y el vínculo entre pares. En los talleres están sentados en mesas y entre ellos se van sacando los miedos. El ambiente es muy lindo”, comenta Albana Nogueira, gerente de Plan Ibirapitá.

Nogueira agregó que este entusiasmo permanece y que los jubilados que recibieron su tablet siguen enganchados y quieren saber más. “En muchos Centros MEC, que es una institución que mantiene cursos regulares, están un poco desbordados por la demanda. Les llegan muchos jubilados. En algunos lugares tuvieron que volver a planificar los talleres y ampliar los cupos”.